Neymar y el debate de ser o no ser


neymar psg

Este verano Neymar está en el ojo del huracán, ya que en un principio parecía ser Cristiano Ronaldo y su enésimo momento de tristeza con el Madrid los que rodeaban el momento, pero con el portugués todo se arregla con un fajo de euros extra y seguir cultivando la paternidad (ha dicho que quiere siete niños, así que le faltan tres más).

¿Qué le pasa a Neymar?

De modo que la escena ha quedado servida para Neymar y su samba futbol, ya que sabemos que los brasileños son así, juegan como dioses, pero un buen día se cansan, hacen las maletas y se van.

En la Ciudad Condal están acostumbrados a esto, ejemplos abundan como los casos de Romario, Ronaldo, Rivaldo, Ronaldinho, Alves… y ahora Neymar. El Barcelona FC se ha forjado en parte con la escuela brasileña de futbol y sus talentos (la escuela holandesa es la dominadora), sin embargo, el portugués jamás le ha sentado bien a este club (¿recuerdan el caso de Figo?) y de la idolatría se ha pasado a la frustración y la rabia.

Neymar se suma a la lista de los traidores

Seamos honestos, no será el último en esta lista de jugadores que han cambiado de equipo por la pasta, pero hay que poner las cosas en perspectiva, ya que los jugadores bailan al son de los euros que ganen.

El seguidor de un equipo se guía por principios emocionales, la lealtad, jurar fidelidad eterna, gozar y sufrir. Da igual si tu equipo queda campeón o ha sido descendido, tu fidelidad es inalterable.

Los jugadores se mueven por la pasta, salvo casos honrosos, pero estos son cada vez más escasos. Y honestamente no hay nada criticable en este sentido, ya que ¿qué harías si estás en un equipo A en el que ganas 11 millones de euros por temporada y llega un equipo B ofreciéndote 30 millones limpios por temporada?

Y esta es la era de los equipos de grandes empresarios y jeques que hacen de equipos del montón, clubes inmensamente ricos.

La lista empezó con el Chelsea, Manchester City y ahora el PSG exhibiendo mucha fuerza muscular financiera. De concretarse lo de Neymar, estamos hablando de unos 220 millones de euros, muchos ceros a la derecha y por más que todavía se imponga la tradición y los nombres propios (Madrid, Bayer, Barsa…) el futuro parece estar en los clubes de los grandes jeques y empresarios.

Clubs de futbol llevados por grandes empresarios

Los clubs ricos están amasando poco a poco el mejor talento disponible y a los demás les está quedando las migajas, el euro es juez y parte en esta historia. En poco tiempo la balanza quedará del lado de los clubs súper ricos, es decir, PSG, City, ManU y algún otro club inglés.

bienvenida

La proyección deportiva

Otra cosa es la proyección deportiva, Neymar aterrizaría en una Liga menor como la francesa y lo único que puede aspirar, aparte de ser un líder indiscutible, es ser campeón de la UCL.

Otra cosa discutible son las formas, los vaivenes de Neymar han provocado todo un derribo de la planificación deportiva del Barsa y construir equipos toma su tiempo. Con toda razón la masa social culé pide a Neymar que se termine de ir (sí, el divorcio es total y sin posibilidad de reconciliación) y usar esos 220 millones para traer jugadores de similar nivel… afortunadamente esta Messi.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *