¿Cómo cultivar CBD?

El cultivo de CBD ha llegado a convertirse en una alternativa que está ganando una gran popularidad entre los cultivadores a nivel global, y es precisamente a causa de esta fama que a través de este post deseamos explicarte cómo cultivar CBD.

¿De qué manera se cultiva el CBD?

El cannabis se caracteriza por tratarse de una planta muy resistente la cual resulta sencilla de cultivar, sin embargo, para poder conseguir un buen rendimiento y calidad, es preciso tener ciertos conocimientos y experiencia sobre su cultivo.

cultivo cbd

¿Qué hay que tener en cuenta al momento de cultivar CBD?

1.      Condiciones de crecimiento

El cannabis es una planta bastante adaptable, la cual tienes la posibilidad de cultivar fácilmente en diversos tipos de climas, la cual pese a haberse originado dentro de China, desde hace siglos es cultivada prácticamente a nivel global.

Aunque hoy en día, el principal elemento que determina dónde se cultiva se trata de la condición legal del cannabis dentro de un país, y/o estado específico.

Esto contrario a la marihuana que exige condiciones climáticas especialmente controladas y bastante espacio; las plantas de cannabis deben ser cultivadas en ambientes soleados y suelos correctamente drenados, aunque no arenosos.

Así, el cáñamo necesita un suelo húmedo a lo largo de su proceso de germinación, sin embargo, al lograr crecer logra resistir fácilmente a la sequía.

2.      Ciclo de crecimiento

Aunque hay diversas cepas de cáñamo, normalmente la planta posee un ciclo de vida que ronda entre 100-150 días. Esta planta atraviesa cuatro etapas antes de poder ser cosechada, y cada una de ellas requiere distintas condiciones y también diferentes cuidados.

3.      Germinación

Al cultivar CBD (cannabis), al contrario de lo que ocurre con otras plantas que normalmente deben plantarse dentro de macetas pequeñas para después ser transferidas al suelo, lo habitual es que plantes las semillas de forma directa dentro del suelo donde las vayas a cultivar.

Antes de germinar, las semillas están en estado inactivo (en el cual pueden mantenerse durante varios años), a la espera de las condiciones idóneas para poder comenzar a crecer.

Pero después de plantarlas y regarlas, el primer brote podrá emerger y logrará crecer hacia la superficie, al mismo tiempo que crece su raíz; algo que generalmente sucede unos 5-10 días después de sembrarlas.

A lo largo de esta primera etapa, las plantas suelen ser un poco frágiles, y tendrás que asegurarte de impedir que se sequen.

4.      Planta de semillero

En esta etapa, la cual se extiendo por 2-3 semanas, podrás comenzar a ver el crecimiento de las hojas en abanico tan distintivas que posee el cáñamo. Mientras sus hojas crecen, la planta comenzará a absorber rayos UV y a desarrollarse, pero continuará siendo una plántula hasta tener unas 5-7 hojas en cada hoja en abanico.

Durante esta etapa, la planta de cannabis continuará siendo vulnerable, por lo que deberás cerciorarte de que no esté expuesta a condiciones climáticas de riego, y/o extremas.

5.      Vegetativa

Es en medio de esta etapa que el cáñamo experimenta un mayor crecimiento, por lo que logra adquirir el aspecto característico del cannabis.

La etapa vegetativa dura entre 3-16 semanas, y suele ser el momento ideal tanto para podar la planta como para entrenarla, de modo que puedas cerciorarte que crezca tupida, tenga un alto rendimiento en flores, y no desperdicie energía creando tallos largos repletos de hojas.

6.      Floración

Se trata de la última etapa del ciclo de cultivo del cáñamo que dura entre 5-7 semanas, y es la de mayor importancia con relación a la producción de CBD. Aunque los cannabinoides están de forma directa en la planta de cannabis, puedes conseguir una mayor concentración de ellos en las flores resinosas.

persona cultivando cannabis

Las flores empezarán a crecer cuando los días se acorten y reciban unas 12 horas de oscuridad. Cabe decir que podrás observar la diferencia de sexos durante esta etapa, ya que las flores solo las producen las plantas femeninas.

Tendrás que asegurarte de deshacerte de las plantas masculinas a fin de impedir que puedan polinizar a las femeninas, debido a que esto causaría que usen su energía para producir semillas en lugar de flores.

El principal signo que indica que las flores se encuentran por brotar consiste en el desarrollo de unos delicados pelos, denominados tricomas. A lo largo de las próximas semanas empezarán a formarse los brotes, y la cantidad de cannabinoides presente en las flores aumentará.

7.      Cosecha

Después de que comience la floración, será preciso que un especialista indique cuál es el momento apropiado para la cosecha de los cogollos de CBD. Y es que los niveles de CBD que poseen las flores suelen ser reducidos al empezar su floración, pero se incrementan con su crecimiento; no obstante, al dejarla en la planta por mucho tiempo, es posible que el contenido de CBD que poseen los cogollos comience a deteriorarse.

Cabe decir, que es posible cosechar a máquina el cáñamo industrial (utilizado para semillas y fibra), sin embargo, el cáñamo para CBD resulta más laborioso, ya que normalmente tiene que ser cosechado a mano debido a que cualquier daño podría afectar a los cannabinoides.

8.      Procesando

Después de cosechar las flores, las mismas tienen que secarse totalmente para optimizar la potencia del CBD, y evitar la aparición de moho que podría hacer inutilizar a la flor.

Posteriormente se envasan los cogollos para su comercialización como flores, y/o son enviados para ser procesados como aceite de CBD.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.