Nuestra calidad de vida puede verse seriamente afectada por la falta de sueño y esto puede influir en gran medida de cómo nos comportamos, como nos sentimos e incluso cómo nos vemos.

Nombraremos algunos factores que fomentan al buen sueño como evitar comidas abundantes antes de acostarse, aunque comer una comida abúndate puede hacerte sentir cansado, como también nos puede hacer sentir incómodo y, por tanto, nos impide conciliar el sueño o no nos deja permanecer dormido.

Debemos evitar la cafeína y el alcohol durante un mínimo de un par de horas antes de acostarse, ya que tanto la cafeína y el alcohol son estimulantes y pueden impedir el sueño.

Si eres un fumador, entonces evita fumar durante al menos una hora antes de la hora de acostarte, ya que la nicotina también es un estimulante.

Duerme 8 horas diarias, hazlo por tu salud

Aunque todo el mundo es diferente, la mayoría de los adultos necesitan entre 7 y 9 horas de sueño en cada período de 24 horas.

Evita ver la televisión, utilizar un ordenador, tablet o dispositivo similar antes de acostarte, así que lo mejor que puedes hacer es trata de leer algo fácil, o escuchar música relajante durante 30 minutos antes de que irte a dormir.

Toma un baño caliente temprano en la noche, a pesar de que un baño puede relajarte no debes tomar un baño caliente inmediatamente antes de acostarte (tu cuerpo necesita estar fresco para conciliar el sueño y permanecer dormido, así que lo mejor es que tomes un baño relajante unas pocas horas antes de acostarte para que tu cuerpo tenga tiempo de enfriarse.

Hacer ejercicio con regularidad durante el día ayuda, pero no antes de ir a dormir, ya que el ejercicio físico puede ayudar a promover el buen sueño, así como muchos otros beneficios para la salud y el bienestar.

Mantenerte fresco durante la noche

Debes dormir con una ventana abierta o usar un ventilador, un edredón o usar  una manta más ligera (tu cuerpo necesita estar fresco para dormir de manera efectiva).

Hay numerosas razones ambientales y circunstanciales por las que no te sientes cansado a la hora de dormir  y una de ellas es la falta de sueño la noche anterior, así que si te sientes cansado durante el día, quiere decir que no estás durmiendo lo suficiente. ¿Un remedio? prueba aumentando las horas en las que duermes.

el sueñoTambién puedes sufrir de cambios naturales de sueño y te den deseos de dormir en las horas de la tarde. Otro factor que puede afectar es el consumo de medicamentos, algunos nos dan sueño y otros por el contrario no los quitan causando insomnio.

Y algo raro pero que tenemos que tener en cuenta son los cambios hormonales, ya que las mujeres durante el ciclo menstrual, el proceso de ovulación y durante el embarazo pueden tener variaciones en el sueño, lo que puede hacer que les dé mucho sueño en el día, provocándola falta de sueño por la noche.